¡Dejadme!

¡Dejadme que gota a gota
beba en fuentes del olvido,
que fuí por sendas difíciles
y es mucho lo que he vivido!

¡Dejadme ya que me siente
bajo algún árbol florido,
entre una soledad grande
como pájaro perdido,
respirando sures, nortes,
estes y oestes fingidos!

¡Dejadme que me recobre
aislada de mis sentidos!

Concepción Méndez Cuesta, Madrid 1898-México 1986, fue una escritora, poeta, autora de teatro y guionista española, contemporánea de la generación del 27, ​ especialmente conocida por su obra poética. Pertenecía al grupo de las Sinsombrero.​

Hacia que cielo niño…

Escultura de Martin Hudacek

¿Hacia qué cielo niño,
pasaste por mi sombra
dejando en mis entrañas
en dolor, el recuerdo?
No vieron luz tus ojos.
Yo sí te vi en mi sueño
a luz de cien auroras.
Yo sí te vi sin verte.
Tú, sangre de mi sangre,
centro de mi universo,
llenando con tu ausencia
mis horas desiguales.
Y después, tu partida
sin caricia posible
de tu mano chiquita,
sin conocer siquiera
la sonrisa del ángel.
¡Qué vacío dejaste,
al partir, en mis manos!
¡Qué silencio en mi sangre!
ahora esa voz, que vence,
del más allá me llama
más imperiosamente
porque estás tú, mi niño.

Se desprendió mi sangre para formar tu cuerpo.
Se repartió mi alma para formar tu alma.
Y fueron nueve lunas y fue toda una angustia
de días sin reposo y noches desveladas.

Y fue en la hora de verte que te perdí sin verte.
¿De qué color tus ojos, tu cabello, tu sombra?
Mi corazón que es cuna que en secreto te guarda,
porque sabe que fuiste y te llevó en la vida,
te seguirá meciendo hasta el fin de mis horas.

━━━✧♡✧━━━✧♡✧━━━✧♡✧━━━

Concha Méndez Cuesta, Madrid, 1898 – Ciudad de México, 1986. Siendo muy joven comienza a escribir poesía. Veraneando en San Sebastián, con 19 años, conoce a Luis Buñuel, y, durante cinco años, serán novios. Ese noviazgo, y la amistad con Alberti y Lorca, la unirán al grupo del 27.
Viaja por varios paises, destacando Inglaterra y Argentina. Conoce a Manuel Altolaguirre en 1931, un año más tarde se casan y viven, de 1933 a 1935, en Londres, donde nace su hija Paloma.
Junto con su marido contribuye a la difusión de la obra del grupo del 27, editando colecciones de poesías y revistas como Poesía, Héroe, 1616, y Caballo verde para la poesía. Se exilian tras la guerra civil a Paris, y La Habana, aquí hasta 1943. Un año después llegan a México donde se separan.
Regresa a Madrid en 1966. Sigue residiendo en México hasta su fallecimiento en 1986. En 1991 se publican sus memorias sacadas de unas cintas que había ido grabando su nieta, Paloma Ulacia Altolaguirre.

Pertenece al grupo de las Sinsombrero