Un árbol y una casa…

Ángela García

Un árbol y una casa
creciendo en la escritura,
conteniendo inocentes otros universos,
sobresaltos de grillos,
silenciosa paciencia de arañas,
gorjeo de niños,
muda filigrana de las estaciones.

Si no escribiera, me perdería.
Correría el riesgo de creer
lo que otros dicen que soy.
Correría el riesgo de dejar incompleto
lo que otros creen que soy.


Ángela García (Medellín, 1957) es poeta y traductora. Estudió Ciencias de la Comunicación en la Universidad de Antioquia y fue cofundadora del Festival Internacional de Poesía en Medellín. Actualmente vive en Suecia. Algunos de sus libros de poemas son Entre leño y llama (1993), Rostro de agua (1997), Farallón constelado (2003), De la fugacidad (2005), Veinte grados de latitud en tres horas (2006), Todo lo que amo nace continuamente (2010), Retablos del movimiento (2013) y Apuntes para el ejecutante (2014).

Versiones de narciso

Ángela García

Entremos más adentro en la espesura.

San Juan de la Cruz

Ya no conozco mi cuerpo, conozco mis bordes.
Tienen el color de la leña cuando arde,
membranas azuladas.

En este taller no hay verdades o mentiras:
desprovistos de futuro,
espesamos la resina del aliento mutuo,
la redondeamos hasta convertirla en gema,
la guardamos en los ojos.

Te entrego mi sueño de hombre.

— — —

Ángela García (Medellín, 1957) es poeta y traductora. Estudió Ciencias de la Comunicación en la Universidad de Antioquia y fue cofundadora del Festival Internacional de Poesía en Medellín. Actualmente vive en Suecia. Algunos de sus libros de poemas son Entre leño y llama (1993), Rostro de agua (1997), Farallón constelado (2003), De la fugacidad (2005), Veinte grados de latitud en tres horas (2006), Todo lo que amo nace continuamente (2010), Retablos del movimiento (2013) y Apuntes para el ejecutante (2014).

El pianista

Recuerdo sus largos dedos desatados
sobre las teclas negras y blancas.

Se diría que la puerta fue la mirada
con la señal de abundancia.

Se diría que fue el abrazo acuñado con lentos
besos ensartados en la nuca, en las sienes,

resbalando, imitando al aceite,
precipitándose, imitando al agua.

Recuerdo sus dedos pulsando invisibles
la arborescencia abstracta entre mis muslos,

rasgueando el acertijo sinfónico de la sangre,
el cuerpo encrespado en racimo.

Llamaríamos puerta a esa noche única
pero era solo el cobertizo.

Puerta fue la pérdida de los límites,
el desgajamiento, la vacuidad del rayo.

Ángela García (Medellín, 1957) es poeta y traductora. Estudió Ciencias de la Comunicación en la Universidad de Antioquia y fue cofundadora del Festival Internacional de Poesía en Medellín. Actualmente vive en Suecia. Algunos de sus libros de poemas son Entre leño y llama (1993), Rostro de agua (1997), Farallón constelado (2003), De la fugacidad (2005), Veinte grados de latitud en tres horas (2006), Todo lo que amo nace continuamente (2010), Retablos del movimiento (2013) y Apuntes para el ejecutante (2014).